Alianza del Pacífico: una oportunidad para Asia

La Alianza del Pacífico (AP), bloque comercial conformado por Perú, Chile, México y Colombia en 2011, tiene como objetivo plasmarse en un espacio de integración regional con proyección hacia el mundo, y en especial con Asia, según el experto peruano Carlos Aquino.

“La AP como grupo ya tiene un TLC entre ellos, donde el 92% de los bienes están libres de arancel, y el resto será liberalizado en 15 años a más tardar”, dijo Aquino, especialista en Economía Asiática y director del Instituto de Investigaciones Económicas de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

“De todos los grupos de integración en Latinoamérica, como la Comunidad Andina de Naciones (CAN) o el Mercado Común del Sur (Mercosur), es que puede tener más éxito, porque es un grupo homogéneo, de democracias representativas, con economías de mercado y con interés en el Asia”, agregó.

Si bien este bloque cuenta con 52 países observadores, entre ellos China, lo que demuestra el gran interés que despierta en el campo internacional, aún tiene un camino largo por recorrer para aumentar y reforzar el entendimiento y la cooperación con Asia.

“A la AP le falta infraestructura física, de transportes y comunicaciones para que sea más integrada, haya más comercio, y mayor movimiento de personas entre ellos, y también para poder comerciar más con Asia y atraer más inversión de allá”, dijo Aquino.

“Aquí China puede ayudar, invertir, con la extensión de la ‘Ruta de la Seda’ a Latinoamérica. Se requieren más rutas aéreas también, y asimismo se necesitan plataformas electrónicas para el mayor comercio, la llamada “ruta de seda digital”, para que las empresas, grandes, medianas y pequeñas, se conecten con Asia y China en particular”, agregó.

“De los cuatro miembros de la AP, salvo Colombia, tres son miembros del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC, siglas en inglés) y eso hace que el comercio con Asia se haya incrementado en los últimos tiempos; empero, la AP aun adolece de mayor infraestructura física, se requiere conectividad directa aérea y marítima e impulsar plataformas electrónicas”, coincidió el consultor económico Jorge Arias.

Hablando de la innovación tecnológica como facilitadora de las comunicaciones y del mutuo conocimiento, Aquino indicó que “el desarrollo de la industria digital implica la automatización y digitalización de las fábricas, los procesos de producción. En este sentido, lo primero que debe hacerse para impulsar su desarrollo en la AP es que la educación sea de primera calidad, con uso de herramientas de internet”.

“Se necesita una población alfabeta en medios digitales, y para esto se necesita que el internet llegue a la mayoría y a precios bajos, y una mejora en la infraestructura educativa, con medios digitales de enseñanza”, puntualizó Aquino.

Agregó que “las áreas a desarrollar serían especialmente en donde Latinoamérica puede tener ventaja comparativa, como es en la agroindustria en general, aunque cada país en la alianza tiene sus fortalezas, como México en la industria automotriz y electrónica (aunque enfocado al mercado de Norteamérica), Perú, Chile, en el sector minero, pesquero, y así”.

“En general, como se dijo estos países tienen recursos naturales y su transformación en productos con valor agregado, con los países integrados formando cadenas de valor, es lo que se debe impulsar”, insistió Aquino.

Por su parte, Arias dijo que “si se desea avanzar en el desarrollo digital sostenible, la AP tiene que disminuir internamente y en grupo la brecha digital, adoptando tecnologías de información y de comunicación, poniendo en marcha estrategias políticas para aprovechar las oportunidades que, por ejemplo, ofrece internet”.

El presidente del Capítulo Peruano del Consejo Empresarial de la AP (CEAP), Juan Varilias, anotó que los cuatro países del bloque deben seguir en el camino de coordinar programas, políticas y leyes que permitan construir vigas transversales, que logren una integración profunda y generen mayor competitividad.

“Los empresarios no vemos la AP sólo como un mercado más grande y libre para vender, es una oportunidad para unirnos y trabajar diversas estrategias que nos permitan ser más competitivos”, dijo Varilias.

“Este acuerdo promueve el rol proactivo del sector privado a través del Consejo Empresarial, haciendo recomendaciones a los gobiernos para mejorar el proceso de integración” , expresó, al señalar que el mercado asiático, entre ellos de China, ofrece grandes expectativas para los productos del bloque.

La Alianza del Pacífico termina su XII Cumbre en Cali (Colombia) entre el 30 de junio.

http://asialink.americaeconomia.com/economia-y-negocios-macroeconomia/alianza-del-pacifico-una-oportunidad-para-asia

 

Carlos Aquino Rodríguez

Blogger Principal de MAXIMIXE

Agregue un comentario